Robert Pattinson estuvo en boca de todos tras haber compartido una anécdota en el programa Jimmy Kimmel Live! acerca de una escena con un perro en Good Time, la nueva película de los hermanos Ben Safdie y Joshua Safdie.

El actor de Crepúsculo comentó que los directores le pidieron masturbar a un perro durante el rodaje de la cinta.

“Hay un traficante de drogas que entra en la habitación y yo estaba durmiendo con un perro y básicamente masturbo al perro”.

No obstante y según el intérprete, él se negó y decidieron llevar a cabo la escena falseándola.

Claramente estas declaraciones no pasaron de desapercibido y la organización por los derechos de los animales PETA agradeció al actor por negarse a llevar a cabo ese acto en el animal. No obstante, la cosa ha ido a más y Pattinson ha tenido que publicar un comunicado (vía IndieWire) para aclarar que estaba bromeando.

“La historia que le conté sobre Jimmy Kimmel parece haberse salido de control. Lo que no dio la impresión es que se suponía que era una broma. Nadie esperó o asumió que algo así sucedería en el rodaje de ‘Good Time’. Todos somos grandes amantes de los animales y obviamente nunca haríamos nada que pudiera dañar a uno. Todos los que participan en la película son profesionales increíbles y se han unido para hacer una cinta de la que estoy extremadamente orgulloso. Me siento avergonzado. En ese momento estaba tratando de hacer reír a Jimmy, sólo para crear confusión y una falsa impresión”.

En Good Time, el actor interpreta a un ladrón de bancos que trata de salvar a su hermano discapacitado. El film fue presentado en el último festival de Cannes y llegará a las salas el próximo 11 de agosto.

Comunidad Indie Hoy