El universo fantástico y medieval de El Señor de los Anillos está lleno de detalles por descubrir. Y no nos referimos solo a los pasajes narrados en los libros de J.R.R. Tolkien. También hay todo un mundo de anécdotas sobre el rodaje de las cintas de Peter Jackson con las que se adaptó la historia a la pantalla grande.

Buena parte de esos sucesos hasta ahora desconocidos han sido narrados en un nuevo libro de Ian Nathan. El texto en cuestión ha sido titulado Anything You Can Imagine: Peter Jackson and the Making of Middle-Earth.

Según lo narrado en sus páginas, Jackson llegó a temer por la vida del actor Viggo Mortensen durante el rodaje. Esto debido a que cuando grabaron la icónica escena del discurso a los soldados de Gondor, la locación elegida fue el Desierto de Rangipo. En ese sitio las milicias de Nueva Zelanda suelen entrenar, así que el terreno está lleno de bombas sin usar.

Aunque se había delimitado un área libre de bombas para rodar las secuencias de la película, Viggo salió de ella. Él gustaba de salir a galopar después de improvisar un poco. Toda esta situación atemorizó al cineasta en cuestión quien se preocupó de que algo pudiera ocurrirle a Mortensen.

Por fortuna, nada malo sucedió y la filmación llegó a feliz término. En el libro de Nathan además se revela que Viggo estaba tan comprometido con encarnar y entender a su personaje que cargaba con su espada a todas partes. Incluso, se iba a dormir abrazado de ella. Recomendamos entonces a cualquier fanático de esta gran trilogía leer ese nuevo libro lleno de curiosidades sobre la creación de la laureada saga.