Tom Holland, el encargado de interpretar a Spider-Man en el Universo Cinematográfico de Marvel, admitió que «no tenía ni idea» de que los hermanos Joe y Anthony Russo usarían una foto que el actor inglés se tomó junto a su coequiper y líder de los Avengers en la ficción, Robert Downey Jr., en Avengers: Endgame.

La imagen en cuestión, que muestra a Tony Parker/Spider-Man y a Tony Stark/Iron Man (Downey Jr.) haciéndose antenitas con las manos, fue la que motivó al centinela de hierro a volver a trabajar junto a sus compañeros Vengadores en una máquina del tiempo que los ayudaría a revertir la situación ocasionada por el chasquido de dedos de Thanos (Josh Brolin) en Infinity War.

“No tenía idea de que esa imagen era para ese momento. Cuando estábamos tomando esas fotos, pensé que estábamos bromeando y pasándola bien”, confesó Holland en Keystone Comic Con durante el fin de semana.

«Vi la película y pensé: ‘Mierda, debería haberlo tomado un poco más en serio’. [Risas] Sí, no tenía idea. Pensé que era un Easter Egg o algo así, pero no. Fue una parte fundamental de la cinta.»

Más allá de relación de padre/mentor de Peter con Stark en la pantalla grande, el vínculo traspasó las cámaras y ahora Robert y Tom comparten una amistad muy especial en el mundo real.

«Creo que una de las cosas más increíbles que aprendí es que Robert Downey Jr. es probablemente la estrella de cine más grande del planeta, ¿verdad? Y también es el tipo más amable, más profesional y más trabajador de todos los tiempos», agregó Holland sobre su cuatro veces coprotagonista. «Está bueno ver a alguien ser el mejor de su rubro y no ser un imbécil [risas]. Está en el set, conoce el nombre de cada miembro de la crew, siempre llega a tiempo, trabaja muy duro, conoce sus líneas y es un tipo súper, súper, súper agradable. Y ver a alguien estar en la cima y ser un buen tipo es realmente especial para mí.»