Si se han cruzado alguna vez con la música de Titi Stier, verán que la mayoría de las canciones que interpreta son en inglés, incluso las originales, las que formaron parte de su primer y único EP hasta el momento.

Sin embargo, a pesar de que su perfecto inglés puede confundir acerca de su origen, la realidad es que esta joven nació y se crió en Buenos Aires.

Stier hace folk, ese folk que nos invita a cerrar los ojos y viajar. Las influencias son fácilmente reconocibles: Joni Mitchell, Bob Dylan y Laura Marling están ahí, acompañados por algo de Ryan Adams y Marika Hackman. De hecho, si bucean en YouTube podrán encontrar covers de algunos temas de estos artistas.

En 2015, la cantautora se mudó temporalmente a París (su padre francés le hizo conocer la música de Edith Piaf y Charles Trenet) donde empezó a componer canciones. Tras vivir un tiempo en el barrio de Montmartre, tocar en la calle y en sitios como La Bellevilloise y Pop In, la joven volvió a la Argentina en 2016 para grabar su primer EP titulado By the Riverside.

Compuesto por cinco temas, este primer trabajo es una hermosa conjunción de todos aquellos sonidos familiares a los que Stier les agregó su toque personal. Una voz cautivante y llena de matices le da vida a bellas melodías que tienen un estilo marcado y no hacen más que generar expectativas de cara a lo que viene.

El año pasado, la argentina grabó una sesión junto a Fede Petro y Nico Bereciartua en El Universal Espacio Cultural. El trabajo está compuesto de tres temas, entre los que podemos encontrar “Whipping Post”, un cover de The Allman Brothers Band.

Además, pisó los escenarios del Open Folk Festival, lugar que reúne a lo mejor de la escena folk independiente nacional e internacional.

Mientras se espera la salida de un álbum, su música puede escucharse en YouTube y Spotify.

Comunidad Indie Hoy