|
25/05/2021

John-Robert: El cantautor estadounidense que hace canciones pop folk para combatir la soledad

El músico oriundo de un pequeño pueblo de Virginia, Estados Unidos, se encuentra presentando el EP Healthy Baby Boy, Pt. 1.

John-Robert es un músico originario de Edinburg, Virginia que comenzó a desplegar su talento y ganar la atención de sus seguidores al publicar en YouTube varios covers de bandas reconocidas como The Kooks, Coldplay y Chance the Rapper. En cuanto al último, su reinterpretación de “Same Drugs” flechó inmediatamente a Ricky Reed -fundador del sello Nice Life Recording Company-, quien sin dar vueltas apostó por el cantante veinteañero con la seguridad visionaria de advertir una promesa inminente. Tras pasarse su vida rodeado de melodías, tocando en ferias pueblerinas desde los nueve años y explorar en su habitación los códigos de la producción, John-Robert tenía lo que se necesitaba para subir a las grandes ligas.

Desde que su descubridor lo llevó a firmar un contrato con su discográfica, John-Robert estrenó una seguidilla de singles en clave pop: “Adeline”, “Us” y “Pelican” se terminaron agrupando en el EP The Bailey Barely Knew Me (2020). Junto a “Friends” y “Love Won’t You Stay”, el material de cinco canciones sorprendió con un sonido sólido y con la voz desconcertante del cantautor. Consciente de su destreza, John-Robert abandonó su tierra natal y se mudó a Los Ángeles con la intención de aventurarse en las nuevas oportunidades que su carrera le depararía.

A raíz de esta mudanza, y después de reversionar su primer track con Kathleen de invitada, presentó una canción melancólica y muy personal llamada "Healthy Baby Boy". "La escribí después de haber desarraigado mi vida", expresó John-Robert en un comunicado de prensa. "Al principio me sentía devastadoramente solo, me deprimí bastante y me sentí reflexivo. Pero me di cuenta de que aún puedo comunicar mi amor por aquellos en mi vida a pesar de la distancia, y esta canción es mi viaje hacia sentirme empoderado y agradecido por las oportunidades que tengo, que a veces parecen invisibles a simple vista". Primero salió como single en 2020 y luego formó parte de un EP de tres piezas junto a “Damn Bean” y “USMO”.

Tras el buen recibimiento del breve pero intenso repertorio, John-Robert siguió moldeando su trayectoria a modo de mamushka: una pieza pequeña se adentra en una más grande para luego formar parte de algo mayor. De ese modo, su mente creadora puede seguir todas las veces que se le apetezca. Lo que vino después fue un EP de seis canciones titulado Healthy Baby Boy, Pt. 1: al numerarlo dejó la puerta abierta para una secuela.

El repertorio arranca con la tríada antecesora y prepara el terreno para la novedad: “Move It to the Side” y “Novia Scotia”, dos soplos de aire fresco que erizan la piel e inquietan a cualquier corazón, puntilloso o lánguido. El cierre llega con “Rock Back & Forth”: un final apasionante que puede suscitar tanto efectos celestiales como también penumbras grisáceas.

Sobre la intimidad del tema, John-Robert reveló: “Escribí esta canción después de ver Dirty Dancing con mi pareja anterior. Me encantaba cómo podía expresarse a través de la danza. Yo nunca me sentí cómodo bailando, pero fue un placer ver a alguien más ser tan liberado. ‘Rock Back & Forth’ fue una garantía para mi compañera. Aunque hay otras personas hermosas en el mundo, lo que amás de tu pareja son sus matices, individualidad y estilo único. Pensé que descubriría diferentes formas de movimiento para ver si ayudaría con mi propia confianza en mí mismo. Espero que otras personas puedan tener coraje si se sienten tan incómodos con el baile como yo".

Mirá el video de “Rock Back & Forth” a continuación y escuchá a John-Robert en plataformas de streaming (Bandcamp, Spotify, Apple Music).

Ver más sobre: Música en Estados Unidos