Dave Grohl nunca para de ser noticia. Esta vez se trata de sus acciones debajo del escenario. El líder de Foo Fighters se ha solidarizado con los bomberos de la estación 68, que se encuentran trabajando en los desastrosos incendios de Los Ángeles.

Grohl se acercó hasta Calabasas, California, y cocinó una barbacoa (o asado, como diríamos nosotros) para los bomberos que se encuentran trabajando incansablemente para aminorar los daños causados en toda la zona.

Los bomberos se mostraron muy agradecidos con el gesto de Dave y postearon desde su cuenta de Instagram el siguiente mensaje:

“La visita de Dave Grohl de los Foo Fighters fue genial. También nos convidó con su propia Backbeat BBQ. ¡Gracias Dave! Estaba excelente”.

Mientras algunas personalidades del espectáculo se arriman a dar ayuda, otros están lidiando con los desastres ocasionados por el incendio. Neil Young, Miley Cyrus, Lady Gaga, Guillermo del Toro, entre otras celebridades, se encuentran con sus casas destrozadas.

Los hogares arruinados, las personas heridas y las muertes parecen no ser suficientes para lograr la empatía del presidente Donald Trump que sólo se limitó a decir que este desastre se debe a una “mala gestión forestal”. Al respecto Katy Perry opinó:

“Esta es una respuesta completamente cruel. Ni siquiera hay políticos involucrados, sólo buenas familias americanas perdiendo sus hogares, siendo evacuadas en refugios”.