En esta edición de los premios Emmy muchos se han sorprendido con el hecho de que las producciones originales de Netflix hayan sido nominadas a una gran cantidad de galardones, incluso más que ficciones de cadenas premium como HBO.

Lo cierto es que esa situación parece tener bastante preocupados o por lo menos molestos a los dueños de ese canal. Aquello se evidenció cuando hace unas horas Randall Stephenson, CEO de AT&T (corporación que es dueña de HBO), comentó públicamente:

“Me gusta ver a Netflix como el Walmart del  streaming, mientras que HBO es como Tiffany’s”.

Tal comparación ya está dando bastante de qué hablar, puesto que es fácil deducir la intención peyorativa de la misma y dar a entender que los contenidos de Netflix son de una gama muy inferior a la de HBO.

En todo caso, si vamos a los números de la citada compañía de supermercados y a los de la aludida joyería, encontraremos que Walmart factura muchísimo más que Tiffany’s al apuntar hacia un público más amplio, así que de ser ciertas las palabras de Stephenson, Netflix seguirá creciendo a pasos agigantados mientras HBO tendrá un público mucho más acotado.

Ante la gran ventaja que tiene dicha plataforma de streaming, y pese a esa crítica de Randall, AT&T planea crear un competidor similar a Netflix que combinará series y películas de HBO con otras de Warner y contenidos de canales de deportes afiliados a ambas para llegar así a más personas.