Foto: Gallo Bluguermann

Los integrantes de Radiohead emitieron un comunicado exigiendo que los involucrados en el colapso del escenario del Downsview Park 2012 se hagan responsables de la muerte del técnico de batería Scott Johnson.

El escrito, compartido por la banda británica en sus redes sociales, fue publicado días después de que la forense Nicola Mundy, de la ciudad inglesa de Doncaster, dictaminara que la muerte de Johnson se debió a un «asesoramiento técnico inadecuado» y a «técnicas de construcción totalmente inadecuadas.»

En su nueva declaración sobre el tema, Thom Yorke y compañía les recordaron a los lectores que el padre de Johnson, Ken, solo quiso que «los responsables levantaran la mano, admitieran la responsabilidad y se aseguraran de que nunca más le sucedará a nadie.»

En otra parte del comunicado, Radiohead reconocen que nadie tenía la intención de que el técnico falleciera, pero aún así señalan que sólo Dale Martin, el propietario de Optex, la empresa a cargo del armado del escenario, admitió haber tenido parte de la culpa en el incidente.

«Es hora de que los otros responsables admitan pública y finalmente su parte en este terrible incidente. Los invitamos a ofrecer sus disculpas a la familia y amigos de Scott por lo que han sufrido, y a nuestro equipo sobreviviente por las lesiones físicas y el trauma mental que han sufrido», cierra el escrito que podés leer en su Twitter.