Cada tanto nos llegan producciones televisivas británicas de alto impacto. Este año el turno ha sido para Bodyguard, un thriller con tintes políticos que narra la historia de David Budd, un veterano de guerra traumatizado tras su paso por Afganistán. No obstante, él sigue trabajando como guardaespalda de Julia Montague, ministra del interior.

La serie en cuestión está ambientada en Londres y fue creada por Jed Mercurio para la BBC. De igual forma, es protagonizada por Richard Madden y Keeley Hawes. En vista del furor que causaron sus seis episodios en el Reino Unido, ahora Netflix los distribuye en Latinoamérica.

Sin embargo, en diversas declaraciones ante la prensa, Mercurio ha enfatizado en que quería que la ficción sea breve. Lo que busca evitar es que la tensión de sus capítulos se disipe. En vista de ello, parece poco probable que se le de continuidad a su trama. Sin embargo, hace poco el showrunner declaró que el personaje de Budd tiene mucho para ofrecer, sobre todo en tiempos como los actuales. Lo cierto es que la historia que se aborda en Bodyguard abre la ventana para discutir asuntos como el terrorismo.

Sobre el futuro de tal ficción, esto dijo Jed según reportan portales especializados como Digital Spy:

“Probablemente sea justo decir que quizá abordemos cualquier idea de una segunda temporada con la idea de que crearía una oportunidad para una tercera o cuarta”.

De este modo queda claro que está empezando negociaciones con la BBC para entregar más episodios. Así que aunque no hay un anuncio oficial, es casi seguro que Budd seguirá en pie de lucha.