Foto: HBO

Game of Thrones pasó a la historia como una de las series más exitosas de HBO, pero lo cierto acerca de la superproducción basada en la obra literaria de fantasía de George R. R. Martin es que la última temporada no logró complacer a muchos de los fieles fans de la historia ni logró las críticas esperadas, siendo la peor entrega de la tira en este apartado.

Más allá de lo negativo, HBO tuvo material de sobra para las postulaciones a los Emmy de este año, premios que se entregarán el domingo 22 de septiembre en el Microsoft Theater de Los Ángeles.

Al igual que todas las cadenas grandes de la televisión estadounidense, la compañía de AT&T Inc. envió sus postulaciones en lo que se refiere a actrices, actores, shows, programas y películas, pero como no podía ser de otra manera, la empresa tuvo que realizar un corte por lo que no todos sus productos ni sus intérpretes lograron llegar al listado final.

Aún así, muchas caras conocidas de Game of Thrones optaron por otra alternativa para incluir sus nombres: pagaron un monto aproximado a los 225 dólares para obtener la chance de autonominarse, según reportan medios como La Vanguardia.

Tal fue el caso de Gwendoline Christie (Brienne de Tarth), Carice Van Houten (Lady Melisandre) y Alfie Allen (Theon Greyjoy), quienes al ser excluidos de la lista de HBO decidieron tomar el toro por las astas y pagar la tasa fija para poder estar nominados. Eso sí, ellos tuvieron la suerte de que sus auto nominaciones fueron aprobadas.

Christie fue nominada a Mejor Actriz de Reparto en Drama junto a sus compañeras de trama Sophie Turner, Lena Headey y Maisie Williams. Por su parte, Van Houten competirá por el premio a Mejor Actriz Invitada y Allen hará lo propio por la estatuilla a Mejor Actor de Reparto en Drama.