Foto: Netflix

The End of the F***ing World ha sido un verdadero éxito entre la audiencia de Netflix desde la salida de su primera temporada en 2017. Aquello tomó por sorpresa a sus creadores que inicialmente pensaron el programa como una ficción de una sola entrega.

Sin embargo, la presión de la audiencia y el éxito financiero del proyecto terminaron por convencer a sus artífices de que valía la pena lanzarse a continuar la inusual historia de amor de James y Alyssa. Los capítulos su segunda temporada llegaron a Netflix el pasado 5 de noviembre y ya son muchos los fanáticos que piden desde sus redes sociales por una tercera entrega.

En tanto, medios especializados como Digital Spy se han dedicado a revisar las declaraciones del equipo de The End of the F***ing World acerca del futuro de la serie. Por una parte, esto fue lo que comentó al respecto Jessy Barden, la actriz protagonista: «Siento que se puede hacer. No creo que se deba seguir adelante con algo que quizá esté más allá de su vida natural.»

Más adelante, comentó que hemos conocido a James y a Alyssa como adolescentes y que tal vez no sea correcto seguir sus vidas hasta la adultez. No obstante, finalizó su reflexión dejando la puerta abierta:

«Obviamente nunca digas nunca, pero creo que a veces es bueno salir.»

Ante lo señalado por Barden, la guionista Charlie Covell bromeó con la posibilidad de realizar el proyecto al estilo de Boyhood, filme de Richard Linklater en el que se grabó durante años a un niño hasta que se convirtió en adulto. La respuesta de Jessy fue: «Sí, eso es lo que creo que deberíamos hacer.» No obstante, Covell descartó por completo la idea de seguir con la serie en otras notas, como en esta entrevista exclusiva de Radio Times.

Por el momento, no hay un pronóstico positivo para sus seguidores porque, aún en caso de que la ficción se renueve, es probable que la espera por sus nuevos capítulos sea superior a un año; tal y como ocurrió con su segunda temporada que tardó dos años en ver la luz.