|
10/04/2022

3 películas basadas en hechos reales para ver en Netflix

Te recomendamos tres dramas que tomaron inspiración de la realidad para llegar a la pantalla.

La ficción suele superar a la realidad, pero, en ocasiones, la segunda es tan increíble que sus historias terminan retratadas en la gran pantalla, como es el caso de las tres producciones que queremos compartirte hoy.

First They Killed My Father

2017 – Dir: Angelina Jolie

Film biográfico-documental basado en las memorias de Loung Ung, quien tenía cinco años de edad cuando los Jemeres Rojos se apoderaron de Camboya en 1975. El film pretende mostrar la imposición de una dictadura a través del punto de vista de una niña. Ung pertenecía a una familia burguesa, de clase media, con un estilo de vida acomodado en Camboya. El film narra cómo su padre, un oficial miliar, intenta guiar a su familia fuera de la ciudad cuando el nuevo régimen toma posesión.

22 de julio

2018 – Dir: Paul Greengrass

Noruega, 22 de julio de 2011. Un violento atentado en dos localizaciones distintas causa la muerte de 77 personas, conmocionando al país y al resto del mundo. Anders Behring Breivik (Anders Danielsen Lie), un autodenominado extremista cristiano de derecha con odio hacia los musulmanes, detona una bomba en la sede del Primer Ministro en Oslo, matando a ocho personas.

Después de eso, él mismo se viste con un uniforme de policía, toma un ferry hasta la isla de Utoya, en las afueras de Oslo, y asesina a sangre fría a los adolescentes que asistían a un campamento juvenil del Partido Laborista. De acuerdo con la policía local, 69 personas murieron víctimas de este segundo ataque.

Lo imposible

2012 – Dir: J.A. Bayona

En 2004 Tailandia sufrió una de las catástrofes naturales que más han impactado en los últimos tiempos: un terremoto submarino de grado 9 en la región de Sumatra fue el causante de que se produjeran una serie de tsunamis de un poder destructivo total y olas de 30 metros de altura que sacudieron la costa de diferentes zonas, donde la pérdida humana fue masiva.

En ese contexto se sitúa la historia de Maria (Naomi Watts) y Henry (Ewan McGregor), quienes se encuentran pasando Navidad en un hotel de Tailandia junto a sus hijos, Lucas (Tom Holland), Thomas (Samuel Joslin) y Simon (Oaklee Pendergast). Aunque al principio todo es felicidad, las vacaciones se convierten en un infierno al ver cómo de repente, frente a ellos, se alza una enorme columna de agua que termina atrapándolos y arrastrándolos, llevándose a cada uno por un lado diferente.


Ver más sobre: Netflix