Foto: Disney

En julio Disney despidió a James Gunn, el director y responsable de Guardians of the Galaxy 1 y 2, a causa de unos viejos tweets de entre 2009 y 2012 en los que el nacido en St. Louis, Missouri, bromeaba con asuntos tan delicados como la pedofilia.

La decisión impactó gravemente en los planes de la empresa para seguir desarrollando el Universo Cinematográfico de Marvel, ya que la producción de GOTG 3, una de las películas que primero iba a estrenar la compañía del ratón como parte de la Fase 4 del UCM, quedó totalmente suspendida hasta nuevo aviso.

A pesar del sorpresivo timonazo que tuvo que dar Disney, otro de los grandes (quizás el de mayor envergadura hasta la fecha) proyectos de Marvel como lo es Avengers 4 no sufrió modificaciones a causa de la suspensión/cancelación de la tercera entrega de las aventuras intergalácticas de Star Lord (Chris Pratt) y compañía.

Fueron Joe y Anthony Russo, los directores de la secuela de Avengers: Infinity War, quienes en una sesión de preguntas y respuestas llevada a cabo por Collider confirmaron que no tuvieron que realizar cambios en su film a pesar de lo ocurrido con Gunn y su propia cinta.

Peter Sciretta, el dueño y editor de Slash Films, y presente en el evento, escribió en su Twitter:

“El hecho de que Guardians 3 fuera suspendida indefinidamente no cambió el enfoque de los hermanos Russo para los Avengers 4 y dónde deja a los Guardianes porque ya habían terminado de grabar la película”.

La etapa de la fotografía principal de Avengers 4 terminó en enero, mucho antes de que estallara la controversia de Gunn. Sin embargo, como es habitual en las producciones de gran presupuesto, los Russo debieron volver a reunirse para grabar algunas tomas extras. Esto ocurrió después del despido de Gunn, aparentemente de septiembre a octubre y los cineastas podrían haber aprovechado la oportunidad para implementar algunos cambios en la historia en ese momento, pero parecía muy poco probable.

Para empezar, la mayoría del conjunto de los Guardianes parecía estar ausente de los reenganches, ya que sólo Karen Gillan (Nebula) y Pom Klementieff (Mantis) fueron vistas en el set. Además, dado que Avengers 4 es una producción enorme con varias piezas en movimiento, arreglar algunas cosas podría haber forzado alteraciones en general en todo el desarrollo, lo que simplemente no es factible.

Con respecto a los integrantes del equipo espacial en Infinity War, sólo Rocket (Bradley Cooper) y Nebula (Karen Gillan) sobrevivieron al chasquido de dedos de Thanos (Josh Brolin), por lo que habrá cómo se las arreglan los Vengadores que no se hicieron cenizas para vencer al Eterno y devolver a sus amigos al mundo en Avengers 4, la cual se estrena en Argentina el 2 de mayo.