A fines de 2001, David Lynch le presentó al mundo Mulholland Drive, su cinta protagonizada por Naomi Watts que le valió al director múltiples nominaciones a premios, entre ellos el Oscar. Pero no solo el aclamado cineasta estadounidense consiguió que su nombre figurara en los listados de finalistas de diversas entidades, sino que lo mismo logró la actriz inglesa.

Ahora, a casi 18 años del estreno de la película, comenzó a circular por internet un video en el que puede apreciarse el detrás de bambalinas de uno de los momentos más altos de la destacada performance de Watts, quien en aquella oportunidad interpretó a Betty Elms/Diane Selwyn.

En el clip, que recientemente apareció en Twitter, se ve cómo Watts da una clase magistral de actuación sin palabras durante una escena crucial en la que su personaje, que en este de la historia es momento es Diane Selwyn, se da cuenta de que no solo es abandonada por su director (Justin Theroux), sino también por su futura novia (Laura Elena Harring).

Como cualquier persona que haya visto la película sabrá muy bien, toda esta porción del film se torna insoportable de ver y es, sin duda, una de las representaciones más incómodamente reales de una mente que procesa una ruptura. Miralo a continuación: