A pocos días de que Netflix haya confirmado una segunda temporada de la criticada Insatiable, serie que narra la venganza de una “ex-gordita” contra su círculo social; apareció una nueva producción que genera indignación y descontento en Internet: la película Sierra Burgess is a Loser.

El largometraje se centra en la vida de Sierra, una adolescente muy poco popular interpretada por Shannon Purser, joven actriz quién muchos recuerdan por su papel de Barb en Stranger Things. El argumento de esta historia gira en torno a que Sierra, quien es bastante inteligente y aplicada pero poco atractiva, es víctima de una broma por parte de una de las chicas populares. Al final Burgess termina enamorándose de un deportista con el que se mensajea gracias a la gestión malintencionada de la otra chica.

Este esquema casi clásico de película adolescente americana ha empezado a ser bastante cuestionado, o por lo menos esto parece evidenciar una petición creada en el sitio Care2, un portal similar a Change.org. Lo que los más de 1.200 usuarios firmantes piden es que la película sea retirada de Netflix por irrespetuosa. Concretamente, denuncian en la solicitud:

“Empresas como Netflix no pueden perpetuar nociones problemáticas como estas. Desde bromas a expensas de personas trans o sordas, a la glorificación del robo de identidad y los besos no consentidos, esta película no solo es mala, es extremadamente ofensiva”.

Frente a tales críticas, esto comentó Shannon a la revista Elle, anotando que ella interpreta el devenir de su personaje de una forma muy diferente:

“Desde mi perspectiva, la película no es solo una pieza esponjosa, es un comentario sobre cómo interactuamos en las redes sociales. Ya sabés, la presión que la sociedad pone en las mujeres”.

Resta entonces esperar a ver si Netflix toma en cuenta las quejas de los citado indignados o si decide ignorarlas, como hizo en el caso de Insatiable. También cabe preguntarnos cuáles son los límites racionales para la corrección política en nuestros tiempos.