Local Natives

Un primer disco exquisito, tres años de espera, cuatro californianos. Las cifras son bastante alentadoras y daban ganas de que finalmente llegue el lanzamiento de su segundo disco, anunciado para enero de este año. Titulado Hummingbird, hay algunos cambiecitos en el sonido pero en un buen sentido. Un proceso distinto, otro momento de la vida, otras emociones. Porque a fin de cuentas, de eso se tratan las canciones de Local Natives: las emociones.

Podría haber escrito esta reseña cuando salió, porque el disco me gustó lo suficiente, pero dentro de poco los iba a ver en vivo y quería vivir eso antes. A principios de este mes de febrero, el cuarteto de Los Angeles se presentó en el Bowery Ballroom de New York (luego de la antesala que estuvo a cargo de We Are Barbarians) y el show empezó como tenía que empezar: con el primer track de Hummingbird, “You & I“. Un opener brillante, de disco y de show. Las luces crean la atmósfera necesaria y estos tipos se enfrentan a su segundo show consecutivo en la misma ciudad, a punto de irse de gira por Europa.

El show nos llevó por canciones de los dos álbumes, con todos los vaivenes emocionales que genera el mismo setlist, alternando entre las cantadas por Taylor Rice (que suelen ser las más upbeat) y las que están a cargo de Kelcey Ayer (generalmente las más dulzonas). Igual que el disco.

Compuesto por once canciones, Hummingbird deja en evidencia cierto proceso de maduración, tanto como banda y como personas. Y aunque las personas crezcan, sus búsquedas continúan al mismo tiempo que las ilusiones se apagan y los amores mueren, dejando lugar a relaciones más vacías. “Todo sigue su agitado curso, pero es peligroso vivir” y otro highlight del tracklist es “Ceilings“, esa pieza que asoma tercera en el tracklist.

El disco se pasea por esta montaña rusa de canciones de amor y de crisis personales y cuando pensamos que ya no es posible algo mejor, aparece casi al final “Colombia“, el mejor lentazo de la banda que haya hecho hasta la fecha. Ese título le pertenece porque es la más triste también. En Hummingbird no habrá himnos como “Camera Talk” o “Airplanes“, pero Kelcey Ayer nos regala entre teclados y su voz una porción importante de melancolía exquisita. “Everynight I ask myself, am I giving enough? Am I loving enough?” canta y vuelve a cantar en este pequeño tesoro devastador que es “Colombia“. Pero todo tiene una explicación: él es el principal compositor y su madre falleció el verano pasado. No hay mucho para agregar.

Mientras, el show va llegando al final y es el cafecito caliente que necesitamos antes de salir al helado y nevado febrero neoyorquino.

Local Natives encuentra la sensualidad en la melancolía, musicalmente le suma guitarras y teclados y voilá. Hummingbird, en su versión original, cierra con “Bowery” y lo primero, lo primero: las emociones por sobre todas las cosas. Pero emociones naufragando.

Local Natives - Hummingbird

Local Natives – Hummingbird

2013 – French Kiss Records

Sitio | Facebook | Twitter | Tumblr | YouTube

01. You & I
02. Heavy Feet
03. Ceilings
04. Black Spot
05. Breakers
06. Three Months
07. Black Balloons
08. Wooly Mammoth
09. Mt. Washington
10. Colombia
11. Bowery

local natives hummingbird by Zach N on Grooveshark

Comunidad Indie Hoy