Kanye West no sólo genera encontronazos entre las personas por su música, sino que, últimamente, también logra el mismo efecto con su ideología política. Muestra de esto da el más reciente enfrentamiento en el mundo del cuarto arte que tiene como principales protagonistas a Lana del Rey y Azealia Banks.

En este caso, la disputa tuvo su puntapié inicial algunos días atrás cuando Ye publicó una foto en su ya inexistente cuenta de Instagram en la que posó con una gorra con la leyenda “Make America Great Again”, en claro apoyo a la presidencia de Donald Trump, y escribió algunas palabras en favor del actual presidente de Estados Unidos.

Cuando vio el mencionado posteo, Lana del Rey no pudo contener su bronca y, entre otras cosas, le escribió al rapero y productor de Chicago:

“Que Trump se convirtiera en nuestro presidente fue una pérdida para el país, pero tu apoyo hacia él es una pérdida para la cultura”.

Al ver el comentario de la cantante de New York, Banks decidió entrar en escena mediante una serie de tweets que rezó:

“Wow, okay, Lana. Esto estaría bien si fueras consistente con tus enfados y te negaras a colaborar con ASAP Rocky, que ha agredido físicamente a mujeres. Para mí, esto es sólo la típica mujer blanca usando a un objetivo debilitado para ‘pretender’ ser una aliada”.

“Especialmente porque sabes que una mujer blanca contra un hombre negro resultará en una victoria inmediata dadas las circunstancias sociales. […] Kanye no es tu enemigo o EL enemigo. De hecho, tu enfado selectivo te hace a VOS la enemiga”, continuó la catarsis cibernética de la rapera.

Claro está, Elizabeth Woolridge Grant (nombre real de Lana) no se echó para atrás y salió a responder:

“Sabés la dirección. Pasá cuando quieras. Decímelo a la cara. Pero si yo fuera vos, no lo haría”.

“No me pienso callar. Fin del asunto”, continuó Grant antes de asegurar:

“Banks, podrías haber sido la mejor rapera viva, pero perdiste tu oportunidad. No vayas contra la única persona que te defendía”.

La cosa no terminó ahí, sino que la criada en Harlem contraatacó disparando contra la apariencia física de del Rey, diciendo:

“Primero, necesitamos llamar al cirujano que le hizo esa nariz puntiaguda a lo Michael Jackson y pedirle un poco de Kybella para esas patas de gallo”.

Por su parte, Lana arremetió:

“Te voy a enviar el número de mi cirujano y un buen psiquiatra que conozco en Los Ángeles. Tu medicina psicológica no está funcionando #NecesitásUnNuevoCocktail”.

Finalmente, Azealia aseguró que iniciará acciones legales en contra de su colega, lo que nos lleva a preguntarnos en qué terminará toda esta historia.