Roger Waters en Estado Único La Plata – Foto: Jorge Junes

Roger Waters es siempre reaccionario. Sus posturas políticas quedan completamente explícitas tanto en sus entrevistas como es sus mismos conciertos, más allá de las letras. No es novedad que una gran cantidad de artistas alrededor del mundo se han pronunciado contra el actual presidente de los Estados Unidos, Donald Trump. Esta vez, el ex Pink Floyd volvió a arremeter contra las medidas de derecha de Trump: anunció que planea tocar su obra maestra The Wall en el muro entre EE.UU y México.

Una de las medidas del gobierno de Trump que más ha sido comentada y criticada es la construcción de un muro entre EE.UU y México para evitar la migración. Si bien The Wall, uno de los álbumes más celebrados de Pink Floyd, fue escrito en 1979, sus planteos políticos e ideológicos siguen vigentes.

“Es muy relevante ahora con el Sr. Trump y toda esta charla sobre la construcción de muros y la creación de la mayor enemistad posible entre razas y religiones”, comenta Waters sobre la resignificación de la obra, en una entrevista con AFP publicada originalmente en febrero de 2017.

No es la primera vez que el músico apunta contra el presidente de los Estados Unidos. En un concierto en el Zócalo en Ciudad de México en 2016, mediante visuales super explícitas, Waters y su banda interpretaron la canción «Pigs», «dedicada» a Trump.

Recordemos que en 1990, Pink Floyd tocó en vivo el disco The Wall en los restos del muro de Berlín. Política y música siempre han sido inseparables para Roger Waters, quien utiliza la herramienta del arte para expresarse ideológicamente y proponer el cambio:

“Primero habrá que despertarse contra estas políticas de extrema derecha. Las alcantarillas están repletas de hombres codiciosos y poderosos mientras les hablo. La música es un lugar legítimo para expresar protesta, los músicos tienen el derecho absoluto, el deber, de abrir la boca para hablar”.