La mayoría de la gente recuerda a Sacha Baron Cohen por sus desopilantes y provocadores papeles en cintas como Borat, Ali G, Brüno y The Dictator, por nombrar sólo algunas. Pero ahora, el comediante británico es el protagonista de The Spy, la miniserie de televisión francesa de espionaje producida por Netflix.

Compuesta por seis episodios, la tira cuenta la historia real del israelí Eli Cohen, un agente del Mossad que consiguió infiltrarse en Siria en la década de los 60.

La historia transcurre durante los años que condujeron al conflicto de 1967 entre Israel y Siria, y muestra desde el pasado de Cohen en Egipto como un rechazado del ejército hasta su infiltración en el Ministerio de Defensa sirio bajo la identidad de Kamel Amin Thaabet, lo cual le permitió establecerse en la alta sociedad de ese país. Después de hacerse amigo de aquellos que eventualmente tomarían Siria, se las arregla para convertirse en el Viceministro de Defensa y en un confidente cercano del futuro presidente Amin al-Hafiz

The Spy fue escrita por Max Perry y Gideon Raff (más conocido por ser el creador de Hatufim, la serie israelí en la que se basó Homeland), siendo este último el director de la misma.

Además de Cohen, esta co-producción entre Netflix y Canal+ France cuenta también en su reparto con Noah Emmerich (The Americans), que interpretará a Dan Peleg, un entrenador de espías del Mossad, y Hadar Ratzon Rotem (Homeland) como Nadia, la esposa de Eli.