Foto: Sesiones Imaginarias

Hace unos meses compartimos la reseña del segundo disco de Fabricio Robles, titulado Dónde. De aquel trabajo se desprende “Miraflores”, una balada con nombre de distrito limeño. Esta canción fue elegida por el músico peruano para ser parte de una grabación de los chicos de Sesiones Imaginarias y para darle emoción al acústico contó con los venezolanos de Cellofilia.

El video muestra un antes, un durante y un después de la sesión en un ambiente casero, amigable y relajado. Sobra la composición, cuenta el joven artista limeño:

“Se me ocurrió en una reunión de amigos en la casa de Naïa Valdez que queda en Miraflores. La letra hace referencia a las veces que, a pesar de estar en un ambiente amigable y con amigos en los que confías, una alienación natural y aparentemente inevitable aparece. Acto seguido agarramos el teléfono a revisar las notificaciones, mensajes. Aquí quise afrontar el hecho de que sí, estaba sentado viendo convivir a mis amigos desde afuera y estaba bien, estaba solo y todo estaba en orden.”

Y hablando de amigos, veamos a sus acompañantes: Jesús Vásquez es Percucello, cellista venezolano que tocó con grandes artistas independientes y desde que está en Argentina no ha dejado de codearse de grandes músicos. Gracias a él, Ángel, Jesús y Verónica, se crea Cellofilia, cuarteto de venezolanos que interpretan canciones populares con cellos. ”Tras escribirles arreglos previamente se animaron a acompañarme para darle el toque de hermosura final a este video”, comenta el cantautor peruano radicado en Argentina.

Sesiones Imaginarias es un canal de YouTube con más de mil suscriptores que vienen produciendo videos hace bastante tiempo, habiendo grabado a La Familia de Ukeleles, Vale Acevedo, Nahuel Briones, entre otros. Los videos siguen el formato de sesión en vivo en una casa con un patio grande, intercalando tomas de la convivencia de ese día para hacer las sesiones muy amenas.