|
20/11/2020

Conocé a Steve 'n' Seagulls, la banda finlandesa que se volvió viral por sus cóvers de bluegrass

Hablamos con el conjunto europeo sobre su cuarto disco, Another Miracle.

Foto: Gentileza de prensa

Directo de las entrañas de Finlandia, Steve 'n' Seagulls sabe muy bien lo que es resistir contra viento y marea. Estos cinco amigos de la vida consiguieron abrirse camino de la mano de una serie de muy originales cóvers de rock clásico publicados en su canal oficial de YouTube.

Ya en camino a su cuarto disco de estudio, Another Miracle, los finlandeses han demostrado ser mucho más que ese cartel de “bluegrass” que le suelen colgar: allí donde se cruzan el éxito radial y la belleza compositiva, es precisamente donde reside su secreto.

Sobre este turbulento 2020 y mucho más, hablamos con Remmel, el vocalista de la banda.

2020 iba a ser un año de consagración para Steve 'n' Seagulls. ¿Cómo alteró la pandemia todos los planes que tenían?
Cambió absolutamente todo. Íbamos a salir de gira por toda Europa, Norteamérica y Australia, pero al día de hoy solo estamos moviéndonos por Finlandia. Así que el gran desafío que tenemos para lo que queda de este año es la salida del nuevo disco, porque es muy difícil poder promocionarlo de forma completa sin poder salir de gira. Básicamente esta pandemia nos cambió todo el año: nuestros agentes de booking y management están luchando a diario, muchísimo trabajo extra para ellos. Pero hemos tratado de mantenernos activos y tenemos nuevas ideas para videos y otros planes que muy posiblemente hagamos públicos en los próximos meses y eso sí me tiene muy feliz.

El ascenso a la fama de Steve 'n' Seagulls no fue normal, sino más bien extraño en el mejor de los sentidos. ¿Qué los llevó a buscar atención mediante sus muy originales videos de versiones en YouTube?
Al comienzo la idea giró en su totalidad alrededor de los instrumentos. Teníamos una buena cantidad y queríamos hacer cosas innovadoras con ellos. Los primeros videos que creamos en realidad fueron solamente para nuestro agente local de booking, como una herramienta para que él pueda presentarnos y conseguir shows. Pero bueno, todo terminó siendo un poco más masivo en cuanto a la publicidad [Risas]. La idea principal de los videos fue pasarla muy bien entre amigos, grabando cada video con audio en vivo, realmente nos gusta mucho esa manera de grabar.

¿Hubo alguno de todos los cóvers que haya sido más complejo en cuanto a la planificación y la ejecución?
Sin dudas, suele depender mucho de la canción en sí misma. A veces podemos reacomodarlas y fluyen con mucha facilidad. Pero algunas han sido muy complejas, como por ejemplo, “Nothing Else Matters” de Metallica, porque la parte de la guitarra es tan difícil y cambiante que finalmente la tocamos con el bajo doble. Como te digo, depende siempre de la canción, pero a veces uno toma el riesgo y todo evoluciona y fluye de forma completamente natural.

Hablemos un poco de la discografía de Steve 'n' Seagulls. ¿Cómo evolucionó su sonido entre cada uno de los discos?
En el primer disco, Farm Machine (2015), no estábamos tan preparados para ello. No teníamos la idea de un sonido en específico cuando fuimos al estudio y terminó siendo un trabajo muy improvisado, pensado y realizado en el momento. No teníamos un productor, así que lo hicimos con un amigo nuestro que es ingeniero en sonido y realiza grabaciones. Ya para el segundo álbum, Brothers In Farms (2016), teníamos mucho más tiempo de gira sobre nuestras espaldas, entonces estábamos mucho más afilados y precisos como conjunto: al haber encontrado algo diferente y concreto para nuestro sonido, ya no era una serie de instrumentos acústicos en soledad. Y para el tercero, Grainsville (2018) fue muy claro que queríamos encararlo con una idea de álbum mucho más específica, no como una colección de canciones sin mucha conexión entre sí. Además, tanto en el segundo como en el tercer disco, pudimos mezclar algunos temas originales, por lo que ya de por sí el panorama allí es distinto. Creo que el tercer álbum es el mejor en lo que refiere a lo colectivo, pero sin dudas que el segundo es el que posee la mayor energía natural. Hay muchas diferencias que lógicamente son tan inevitables como la misma evolución sonora que se puede identificar al escuchar los tres discos en fila. Es algo normal y también nos sucedió cuando nos pusimos a grabar el nuevo álbum, que nos encontró en una situación muy diferente. Nos sentimos con mucha confianza y fue diferente a la hora de llevar adelante la grabación.

Cuando subieron su primer videoclip a YouTube demostraron mucha inteligencia a la hora de usar esa red social. ¿Cuál es tu postura respecto de la creciente influencia de las redes sociales y las plataformas de streaming tienen en la música contemporánea?
Bueno, si me pienso a mí mismo como una persona que está todo el día escuchando y buscando música nueva, en ese sentido es una gran herramienta. Podés encontrar bandas que no tienen ningún tipo de distribución en Europa y también encontrar artistas y álbumes relacionados con ellas. Pero al mismo tiempo creo que hace que la industria musical gire cada vez más rápido, siendo el resultado que el período de vida de un disco o de una banda sea cada vez más corto. Y esto no me gusta para nada, yo soy un tipo más tradicional, me gusta comprar discos y que vivan conmigo a través del tiempo. Cuando te mudás te llevás todos los discos sin excepción, pero al no ser físico o real sin dudas que se pierde algo en el camino. Más allá de esto, para nosotros ha sido una herramienta increíble para llegar a una gran cantidad de personas en todo el mundo. Todos ellos pueden ver qué es lo que hacemos y luego decidir si les gustamos o no. Pienso que hay dos lados bien claros para esa moneda.

Se los suele categorizar bajo el género bluegrass. ¿En qué dirías que consiste el sonido de la banda y la manera en la que consiguen combinar tan naturalmente la música y cultura finlandesa con otros géneros?
Primero, muchas gracias, es lindo escuchar que el costado finlandés de nuestra música está muy presente. Lo interesante de nuestra banda es que todos tenemos tanto gustos musicales en común como orígenes diferentes en lo que refiere al sonido. Nuestro bajista viene de la escena del jazz, nuestro baterista ha tocado mucha percusión y el que toca el banjo y yo venimos de un pasado mucho más rockero. Eso posiblemente sea lo que nos ayude a tomar todos estos ingredientes tan disparejos y diferentes y a poder mezclarlos en un solo sonido. Y en cuanto a las etiquetas,creo que es algo muy complicado. Pero lo que te puedo decir es que Steve 'n' Seagulls como banda está parada en el medio del rock progresivo y el rock más clásico. Nos gusta experimentar mucho con instrumentos acústicos, por ejemplo, buscando que el sonido en vivo sea lo más punzante posible o intentando ser lo más agresivos posible. Y así llegamos a otro de los costados importantes de la banda: el experimento del sonido en vivo, algo que es difícil de transferir a un disco de estudio. Pero en nuestro nuevo disco creo que hemos tenido mucho éxito en ese sentido, por lo que ahora sí sonamos de la manera en la que más nos gusta.

Su más reciente single, “Sweet Maria”, tiene en su esencia al rock más clásico y al folk tradicional de Finlandia. ¿Es difícil para ustedes aferrarse a su identidad cultural cuando mezclan tantos sonidos distintos?
Siento que es algo muy natural para nosotros, además de que intentamos mantener las cosas de una manera en la que no haya giros forzados. Desde el comienzo, lo mejor que hemos logrado hacer fue siempre a través de esa mentalidad: mantener todo lo más natural posible. Al haber cinco personas en una banda, no siempre estamos todos de acuerdo, pero en ese caso buscamos analizar cada postura y llegar al mejor acuerdo posible para todos.

¿Disfrutan de la misma manera a la hora de realizar un cóver que de escribir y grabar una canción original?
Creo que escribir material original es mucho más difícil. A veces es complicado tener una idea de qué tipo de banda somos, porque como te dije antes, nos movemos entre lo acústico y lo eléctrico de forma permanente. Así que intentar escribir canciones pensando en eso es muy difícil, tenemos que mantener nuestras cabezas abiertas para no estancarnos en ningún momento. En cambio, cuando se trata de realizar un cóver, se trata por encima de todo de divertirse con esa música, de apreciarla y de intentar darle una segunda vida que permita que la gente la pueda escuchar desde un punto de vista por completo diferente. En las versiones hay un factor más lúdico, mientras que en las canciones originales hay una necesidad mucho mayor de enfocarse. Son muy distintos ambos trabajos, pero a fin de cuentas el proceso global es muy parecido: siempre que hay una idea propuesta por algún miembro de la banda, la analizamos y nos juntamos a pulir la canción hasta llegar a lo que buscamos. La principal diferencia se encuentra sobre todo en la primera parte de ambos procesos creativos.

En su cuarto disco, Another Miracle, hay de todo un poco: rock, folk, metal, blues, bluegrass… ¿Cómo fue el proceso de creación?
Empezamos a trabajar en Another Miracle a comienzos de 2019, juntando canciones, componiendo y grabando demos. Ahí empezamos a hablar acerca de qué tipo de esencia le queríamos dar al disco, si teníamos algo específico para decir o si queríamos mantenerlo como algo a decidir por el público. Teníamos muchísimo material tanto lírico como sonoro y a finales de ese verano dimos los primeros pasos con Timo, nuestro productor, quien le terminó dando un input muy grande a las sesiones. Nos fuimos conociendo muchísimo más y todo se convirtió en un proceso muy natural: nunca nos dijo qué hacer, sino más bien que nos ayudó a materializar todo eso que teníamos ganar de contar. La mayoría del material estaba listo para finales de 2019 y a inicios de este año nos metimos de lleno en el estudio por cuatro semanas. La postproducción fue mucho más larga que la de cualquier otro disco de Steve 'n' Seagulls, creamos muchísimas versiones porque era el lugar en el que elegimos poner el foco esta vez. La mayoría de las veces, el proceso de mezcla es muy rápido, por lo que tomamos la decisión de retrasar la salida del disco para llegar al sonido que buscábamos. Siento que conseguimos el objetivo y que además conocimos una faceta de la banda hasta el momento escondida. Tardamos mucho más tiempo, pero sin dudas que fue tiempo muy bien invertido.

Teniendo en cuenta el impacto masivo de sus cóvers en YouTube, ¿se les hace difícil presentar canciones originales en el medio de las versiones? ¿Sienten que la respuesta de sus fanáticos fue la misma en ambos casos?
Fue bastante normal, pero por momentos se complicó bastante. La intención es siempre evolucionar y no empezar a repetirse, pero al mismo tiempo uno quiere que la gente cuando va a ver un show en vivo la pase de la mejor manera posible. Nosotros esperamos siempre que la gente escuche nuestra música y que le guste, para así poder escaparse un poco de este desastre que es el mundo en estos momentos. No queremos confundir a nadie, es una mezcla extraña, pero es cierto que, si bien puede ser difícil dar a conocer nuestras canciones, también estamos libres de cualquier etiqueta, por lo que tenemos la libertad de ser tal cual somos y administrar con inteligencia todos los giros artísticos posibles.

En sus redes sociales mantienen un tono muy simple y real, aún después de que la fama los haya tomado por sorpresa de un día para el otro. ¿Creés que todo va a seguir siendo igual de acá en adelante o que algo se va a perder en el camino?
A la hora mantener las cosas reales como banda y como personas en este momento de nuestras vidas, la verdad es que no tenemos muchas complicaciones. Creo que eso es una de nuestras claves: si salimos de gira, vamos al estudio o hacemos una prueba de sonido, todos estamos plenamente agradecidos por el hecho de poder vivir de la música. Así es cómo podemos concentrarnos solamente en lo artístico. No veo que sea difícil el mantener las cosas reales, y si hablamos de ser simples, la verdad es que al ser del campo todo se facilita [Risas]. Pero lo que sí puede ser un problema para nosotros es el seguir haciendo todo literalmente: los videos, responder los e-mails, manejar las redes sociales… Y cuando está por salir un disco nuevo, tenemos muchísimas cosas para hacer por día, vivimos poniéndonos recordatorios, por lo que creo que vamos a necesitar algo de ayuda en el corto plazo. Lo que sí queremos es mantener las redes sociales como algo 100% nuestro, no nos vamos a convertir nunca en un canal genérico, vamos a seguir planificando y grabando nuestros videos y nuestras sesiones de fotos. Siempre vamos a mantener todo lo importante entre amigos.

Steve 'n' Seagulls presentará su álbum Another Miracle en vivo el viernes 20 de noviembre a las 15:00 h (Argentina) y será transmitido por streaming de manera gratuita a través de Vimeo.

Escuchá Another Miracle a continuación o en plataformas de streaming (Spotify, Apple Music).

Temas relacionados: Música en Finlandia