Foto: Matías Altbach

La policía de Róterdam, Holanda, evacuó esta tarde una sala de conciertos de la ciudad en vistas de una posible amenaza terrorista.

Según informa BBC News, se encontró una camioneta llena de garrafas de gas en las cercanías de Maassilo, esta sala de conciertos con capacidad para 1000 personas en el distriro de Maashaven. La policía arrestó al conductor del vehículo sin incidentes mayores.

En ese lugar, esta noche iban a tocar los californianos Allah-Las pero el show fue cancelado.

Comunidad Indie Hoy