Hace unos meses trascendió el anuncio por parte de Disney sobre la creación de su propio servicio de streaming. Si bien a primera vista la noticia no parece muy sorprendente, estos planes tendrán bastantes implicaciones incluso para los usuarios de otras compañías como Netflix.

Por estos días, Variety reportó algunas de las novedades confirmadas sobre esa plataforma:

En primer lugar, se informa que se llamará Disney Play y que será lanzada durante el próximo año, aunque únicamente en los Estados Unidos. En cuanto a su valor de suscripción mensual, es casi seguro que será más bajo que el de competidores posicionados en el mercado como Netflix.

Asimismo, se sabe que el fuerte de esta plataforma serán las películas y series producidas por Disney, y dentro de ellas encontramos a las de Marvel, que desaparecerán del catálogo de otros servicios para ser exclusivas de esta propuesta, y algo similar puede esperarse respecto de los contenido de Fox en vista de que dicha empresa fue comprada por el imperio del ratón Mickey.

De igual modo, se espera que secuelas como la de Toy Story 4 y Frozen 2 hagan parte de Disney Play, así como las nuevas adaptaciones en acción real de Dumbo, El rey león y La dama y el vagabundo, entre otras recordadas cintas. Por otra parte, también habrá lugar para producciones originales y series basadas en éxitos de la pantalla grande como Monsters Inc., High School Musical y la serie de Star Wars realizada por Jon Favreau.

En unos meses sabremos entonces qué tan exitosa será esta iniciativa y qué tanto afectará las finanzas de sus poderosos rivales como Netflix y Amazon.

Comunidad Indie Hoy