Conocido es por todos los amantes de Marvel y su universo cinematográfico que Guardians of the Galaxy Vol. 3 no contará con la dirección de James Gunn, el responsable de las dos primeras partes de la saga, debido a su despido causado por la salida a la luz de unos viejos tweets de entre 2009 y 2012 en los que el director bromeaba con asuntos tan delicados como la pedofilia.

Pero, si bien, durante los días posteriores a su despido, Gunn fue bancado por el director de Marvel, Kevin Feige, y por muchos seguidores del UCM que empezaron a juntar firmas que para The Walt Disney Company lo restituyera en su cargo, la polémica no hizo otra cosa que agravarse aún más en las últimas horas después de que Ian Miles Cheong, un periodista de The Daily Caller, publicara unas fotos en la que se puede ver al cineasta de 52 años en una fiesta cuya temática pareciera haber estado basada en el programa To Catch a Predator, una serie documental de la NBC enfocada en investigaciones para atrapar a depredadores sexuales de menores de edad.

En las imágenes se lo puede ver a Gunn vestido como sacerdote y rodeado de mujeres y hombres vestidos como infantes, lo cual ya es bastante perverso de por sí, pero lo es aún más si se tiene en cuenta que el propio director ha comentado en más de una ocasión que un sacerdote de su escuela secundaria, Mosignor Obmanns, abusó sexualmente de niños.

https://twitter.com/stillgray/status/1028130823080267777/

Por su parte, Dave Bautista, el actor que interpreta a Drax the Destroyer y que amenazó con renunciar a su rol si Disney no utilizaba el guion que Gunn había dejado para Guardians of the Galaxy Vol. 3, demostró seguir apoyando a su amigo.

“Loco, ustedes realmente se están pasando. ¡Tan desesperados! De todos modos, sólo quería decirte que te vayas a la mierda antes de que te bloquee. Así que andate a la mierda”, le respondió el ex luchador profesional a un usuario de Twitter que le preguntó si había cambiado de opinión con respecto a Gunn.

Comunidad Indie Hoy