, Cadena Nacional: Synth-pop para bailar en el fin del mundo
Foto: Bandcampp de Cadena Nacional

Según ella misma cuenta en una carta abierta publicada por Warp, Agostina Mauro añoraba crear paisajes sonoros desde su infancia. Y desde hace más de una década, la oriunda de Entre Ríos se dedica a ello.

En 2004 formó Los Norteamericanos, banda con la que se movió en el under de Buenos Aires por varios años. Al mismo tiempo, desarrolló su carrera profesional en el diseño de indumentaria. Su actual proyecto musical es Cadena Nacional, una propuesta que desliza entre el synthpop y el post-punk con tintes industriales.

En sus canciones se respira una potente energía oscura, aunque no necesariamente destructiva. Más bien invita a bailar en medio de una hipnosis, aunque estemos en el fin del mundo. El EP debut con el que presenta este sonido es Serpiente Vespertina, publicado el año pasado.

Tanto sus beats y secuencias como sus letras parecen aludir más a lo subconsciente que a nuestra parte racional. En ese sentido tiene mucho en común con artistas como Mueran Humanos, con quienes compartió escenario en una ocasión.

Más allá de toda esa estética siniestra, hay lugar para el humor dentro de sus creaciones. El coro de “Campanas en la puerta” da cuenta de ello cuando reza:

“Ojalá tu mamá no sea esa señora/ que me mira asustada/ ¿qué será lo que tengo en la cara?/ ¿serán mis ojeras?”.

Por estos días, Cadena Nacional se encuentra preparando su primer álbum de larga duración con el que espera entregar piezas aún más contundentes y seducir a una audiencia más grande.

Te puede interesar:  Francisca Villela presenta su nuevo proyecto Panxi