Tras haber alcanzado una enorme popularidad junto a Blur, y desplegado además una prolífica carrera en solitario, Graham Coxon participó en el soundtrack oficial de la aclamada serie The End Of The F***ing World.

Dentro de sus más recientes entrevistas, se destaca una que brindó al medio The Guardian en la cual se sinceró sobre varios asuntos, dentro de ellos la llamada ola del britpop que reinó durante los 90. Coxon tuvó tiempo para brindar su dura opinión sobre esa era musical de la cual él fue uno de los mayores protagonistas junto a su colega Damon Albarn.

Lo curioso es que, lejos de celebrar el legado de bandas como la suya y otras más que lideraron esa época en la escena inglesa, el artista reconoció que le parecía mucho más atractivo lo que se cocinaba en otras latitudes. Concretamente señaló:

“Nadie estaba haciendo algo interesante con una guitarra. Por supuesto, existía Jonny Greenwood de Radiohead, pero la mayoría de ellos solo eran boludos (drongos) que estaban allí para respaldar a una vocalista femenina”.

Además, opinó sobre qué le parecía poco emocionante dentro de ese mismo movimiento y lo analizó en comparación a lo que sucedía a su vez en Norteamérica:

“Todos eran muy amables y totalmente buenos con sus instrumentos, pero se convirtió en una cosa de moda y fue muy, muy aburrido. Para mí, gente como Sonic Youth, Bikini Kill, Pavement y otros pequeños proyectos de punk de Estados Unidos… esos chicos eran adolescentes, tocaban como si no les importara nada y les gustaba que su vida dependiera de ello”.

De igual modo, ratificó que le emocionaban más los guitarristas de bandas como las que mencionó puesto que le resultaban mucha más “expresivos” que sus coterráneos. También opinó que la supuesta rivalidad entre el britpop y el grunge era “mierda”. De hecho, se declaró admirador de formaciones vinculadas con el rock más pesado de esa década:

 “Hubo un tipo particular de punk rock proto-grunge, con propuestas como las de los Melvins y los Wipers. Esas bandas en realidad eran brillantes, son héroes no reconocidos”.

En cuanto a los planes futuros de Blur, recordemos que el músico no descarta que saquen nuevo material en unos meses, aunque reconoce que en la actualidad no tienen nada planeado.