Discos
|
13/10/2021

Halsey - If I Can’t Have Love, I Want Power

En su cuarto disco, la cantante estadounidense explora los horrores y las alegrías del embarazo y el parto. El álbum fue producido por Trent Reznor y Atticus Ross de Nine Inch Nails.

"Este es el álbum que siempre quise hacer", sentenció Halsey en su Instagram después de publicar su cuarto álbum de estudio, If I Can’t Have Love, I Want Power. Producido por Trent Reznor y Atticus Ross de Nine Inch Nails, el álbum ofrece una visión de la maternidad poniendo especial atención a la realidad física y emocional que conlleva dicha experiencia evitando endulzar los momentos malos. "Creo que todos los que me han escuchado anhelar la maternidad durante tanto tiempo esperaban que escriba un álbum lleno de gratitud. En cambio, yo estaba como, ‘No, (…) es tan aterrador y espantoso. Mi cuerpo está cambiando y no tengo control sobre nada'. El embarazo para algunas mujeres es un sueño, y para algunas personas es una maldita pesadilla. Eso es de lo que nadie habla", explicó la artista estadounidense en conversación con Zane Lowe.

La portada del álbum, revelada con un video filmado en el Museo Metropolitano de Arte de Nueva York, mostró las primeras referencias a la temática del álbum. Halsey explicó que el arte de tapa fue inspirado en el "complejo de santas y prostitutas" de Sigmund Freud. Como explicó en su Instagram, le interesaba "la idea de que yo como ser sexual y mi cuerpo como recipiente y regalo para mi hijo son dos conceptos que pueden coexistir pacífica y poderosamente. Mi cuerpo ha pertenecido al mundo de muchas formas diferentes en los últimos años, y esta imagen es mi medio para reclamar mi autonomía y establecer mi orgullo y fuerza como fuerza vital para mi ser humano”.

Foto: Sam Dameshek

El álbum abre con “The Tradition”, empleando un melancólico piano sobre el cual Halsey narra la historia de una chica solitaria y utilizada. Una metáfora para su experiencia en el ojo público y la fama, que alienta a seguir adelante y liberarse para poder vivir la vida que ella desea. La segunda canción, “Bells In Santa Fe”, continúa con una temática similar de empoderamiento femenino y esperanza para superar una situación difícil.

Una de las teorías más populares sobre esta canción es que está escrita desde el punto de vista de un bebé que nunca llegará. Halsey sufrió un aborto espontáneo en 2015 y fue diagnosticada con endometriosis, una condición que hace que un tejido similar al que recubre el interior del útero crezca en otras partes del cuerpo causando dolor, sangrado abundante y puede, posiblemente, causar infertilidad. El 19 de julio de este año, Halsey anunció el nacimiento de su hijo Ender junto a su pareja Alev Aydin.

Una perfecta transición introduce a “Easier Than Lying”. Halsey mencionó, en conversación con Reznor y Ross, que notó que había un sentimiento de ira en la canción. “Estaba hablando de dos cosas: una son tus padres y la otra eran amantes y las personas que te convierten en alguien y luego deciden que no les gusta la persona en la que te convirtieron, como si uno tuviera algún control sobre eso”. Un sonido más cercano al rock y al punk [que los fans han estado pidiendo por años luego del lanzamiento de canciones como “Gasoline” (2015), “Nightmare” (2019) y “Experiment On Me” (2020), del soundtrack de Aves de presa] acompaña a este sentimiento.

El disco continúa con “Lilith” cuyo nombre hace referencia a la leyenda que presenta a Lilit, la primera mujer en la tradición judía, quien es vista como una figura demoníaca y rebelde que proyecta una sexualidad abierta. Una de las líneas a destacar en esta canción ("And by now, I don't need a fuckin' introduction/ I been gone 'cause I been on this road too long") hace referencia a cómo Halsey no publicó ningún single para introducir este álbum. Solo algunos clips de canciones como “Bells In Santa Fe” y “Easier Than Lying” aparecieron en teasers de la película dirigida por Colin Tilley (con quien colaboró anteriormente en los videos de “Without Me” y “You Should Be Sad” de su disco Manic de 2020), que acompaña el álbum y lleva el mismo nombre.

“Girl is a Gun”, llena de sintetizadores, recuerda al sonido más pop de Halsey. La letra, a su vez, cargada de sentimientos de autodestrucción también se asimila a sus trabajos pasados aunque demostrando una nueva comprensión y aceptación en vez de autocompasión. Retomando un sonido más cercano al rock, “You Asked for This” retrata los deseos de una vida doméstica y común, aunque lo hace de forma contradictoria, volviendo a las tendencias autodestructivas.

“Darling” se caracteriza por una guitarra acústica acompañada de su suave voz. Funciona como una canción de cuna dedicada a su hijo Ender prometiéndole estar ahí para él, apoyándolo y evitando que pase por los malos momentos que ella tuvo que vivir. La segunda mitad del álbum abre con “1121”, un título que hace referencia al 11 de noviembre del 2020, día en el que se enteró que estaba embarazada de su primer hijo. Diferenciándose de la dulce melodía y mensaje de “Darling”, Halsey expresa el miedo de estar embarazada y le ruega a su bebé que no la abandone, que haría lo que fuera por poder conocerlo.

Originalmente, “Honey” era un simple demo para mostrarle a su hermano menor Dante su proceso para escribir música, pero el productor John Cunningham la convenció de continuar experimentando con la canción. Referencia una relación efusiva y pasional con una chica que Halsey describe como “salvaje”. Dave Grohl de Foo Fighters fue el encargado de tocar la batería en esta canción. Luego, “Whispers” explora la forma en que las enfermedades mentales pueden afectar tus relaciones, creando sentimientos de duda.

Continuando con la conocida dualidad que caracteriza la obra de Halsey, “I Am Not a Woman, I’m a God” contrapone las ideas de duda y adoración sobre uno mismo. Con posibles referencias al desorden de bipolaridad del cual Halsey sufre, esta canción salta entre dos extremos opuestos constantemente y se volvió el principal single del álbum luego de su lanzamiento.

Con un sonido siniestro y oscuro, “The Lighthouse” sigue la historia de una sirena que seduce marineros para luego hacerlos desaparecer, sin sufrir ningún tipo de consecuencia. La canción inspiró un dibujo que Halsey compartió a principios de 2021, el cual contenía una línea de la canción. A su vez, en su libro debut de poesía, I Would Leave Me If I Could (2020), se puede encontrar un poema titulado “Lighthouse” que habla sobre la relación tóxica y abusiva que mantuvo con el rapero G-Eazy entre 2017 y 2018.

If I Can’t Have Love, I Want Power tiene su cierre con “Ya’aburnee”. El título se traduce del árabe aproximadamente a “me enterrás” y funciona como una carta de amor a su hijo Ender y a su pareja Alev. En ella, Halsey expresa la esperanza de morir antes de ellos porque vivir en un mundo en el que no estén le resultaría demasiado doloroso. Así concluye un álbum que de ser posible de caracterizar en una sola palabra sería disonancia. Desde los diferentes sonidos que crean una atmósfera teatral, hasta las letras que juegan entre la estabilidad y el autosabotaje que ya conocemos por parte de la artista, Halsey deja una cosa clara hacia el final: eligió al amor.

Escuchá If I Can’t Have Love, I Want Power de Halsey en plataformas de streaming (Spotify, Apple Music).