Noticias
|
27/10/2021

David Lynch e Interpol presentan una colección de NFTs en conjunto

“Lynch x Interpol” está compuesto por una serie limitada de ocho NFTs exclusivos que los fanáticos de la banda y del cineasta ya tienen la oportunidad de adquirir. Conocé más acá.

David Lynch no deja de incursionar en cuanto proyecto, disciplina o nuevo formato relacionado al arte se le presente. El director -aunque esa palabra ya le quede chica para englobar su faceta artística-, ha trabajado en cine, música, arte plástico y ahora parece interesarse por el mundo del criptoarte. Es por eso que, en conjunto con la banda neoyorkina Interpol, armaron un set de NFTs en colaboración.

"Lynch x Interpol" está compuesto por una serie limitada de ocho NFTs exclusivos que los fanáticos de la banda y del cineasta ya tienen la oportunidad de adquirir a través de una subasta en la web oficial. Las obras rememoran la colaboración de Lynch con Interpol en el Coachella del año 2011, donde el director escribió el cortometraje I Touch a Red Button Man y fue musicalizado con la canción "Lights".

“Las nuevas performances son versiones simplificadas con Daniel Kessler, el guitarrista principal, en el piano”, dijo el frontman del grupo Paul Banks en un comunicado. "Poniéndonos en el lugar de nuestros fans, también nos complace anunciar que uno de los ocho NFTs se les entregará a todos ellos de forma gratuita", agregó.

Lynch x Interpol

Por otro lado, el vocalista aprovechó para manifestar las sensaciones del grupo al volver trabajar en conjunto con el aclamado director. “Para ser sincero, toda la banda está loca por David Lynch y estamos encantados de haber podido alinear nuestro nombre con el suyo en un foro artístico. Humildemente, creemos que a medida que avancen los artefactos digitales y tecnológicos, estas piezas que hemos creado son dignas de preservar en el ámbito digital infinito", finalizó.

Esta no es la primera vez que el director de Eraserhead trabaja en un proyecto con un grupo musical. Hace apenas unos meses te contábamos que David Lynch abrió un club nocturno en Ibiza junto al artista Pharrell Williams llamado El Silencio. El espacio está ubicado en las playas de Cala Molí y destaca por su llamativa decoración la cual estuvo a cargo de la artista Miranda Makaroff.