#OdioFacebook #01

Nicolás es @nicolasmadoery (1987). Especializado en diseño de estrategias para proyectos musicales, marketing digital y formación en gestión musical. Es fundador y director del sello discográfico Concepto Cero, co-director de la empresa de música 432 Hertzios y titular de cátedra de la materia Gestión de proyectos musicales de la Universidad Nacional de Quilmes.

 

Este espacio se llama #OdioFacebook y es, además de un título, una pregunta: ¿Odio Facebook?.

Me parecía interesante pensar este espacio como la búsqueda de una respuesta a esa pregunta, pero no desde un lugar emocional, sino desde el lugar de Facebook como una herramienta para la promoción de proyectos, por ser la red social en la que “estamos todos”, y cómo esto impacta específicamente en la comunicación de nuestros proyectos musicales. Claro que Facebook es, también, un espacio para la distracción y la procrastinación (como se dice ahora). Pero mi visión en este espacio está vinculada a la plataforma de promoción en la que muchos proyectos centralizan casi que el 100% de su promoción online.

#OdioFacebook es una excusa y una motivación para descubrir el mundo que hay alrededor de esta red social. Soy fan de conocer nuevas plataformas que hagan cada vez más dinámico el trabajo que hacemos en el sello que dirijo cada día, (y en el de los proyectos musicales con los que trabajamos también) , y en ese sentido tenemos en claro que Facebook nos da cada vez menos y nos pide cada vez más.

¿Estar en una red social de la que participan casi 2 mil millones de personas nos hace pensar que podemos llegar a todas? ¿Al darnos “ciertas libertades” Facebook nos hace creer que no es una empresa que responde a intereses corporativos? ¿Nuestro público está en esta plataforma? ¿Pasar tantas horas haciendo scroll nos hace pensar que lo que pasa en Facebook es la realidad? Ninguna de estas preguntas tiene una sola respuesta.

Desde lo semántico hay algo que me resulta muy incómodo en general. ¿Por qué muchas veces escucho proyectos que dicen “mi página” a la la página de likes de Facebook? Le damos nuestra mayor entidad online a una página en la que prácticamente no podemos tomar decisiones, que se imprime en el muro del 2% al 8% de los usuarios que nos dieron un “me gusta” (a menos que pongamos dinero), que se modifica en el momento que sea y como sea, en la que no controlamos el formato y que no es amigable a la hora de difundir contenido de sitios de terceros (YouTube, Spotify, etc). En mí opinión no deberíamos hacerlo.

Decir “mi página” a nuestra página de likes de Facebook es una decisión que seguramente sea la base para un plan de comunicación de un proyecto musical acotado. Hoy, los sitios web siguen siendo un lugar clave para que los proyectos se puedan contar como quieran, de la manera que quieran y por más que el auge de las “.com” pasó hace rato, y que seguramente nos diversificamos en muchas plataformas, sacar el foco de Facebook como centro de nuestra base de operaciones es la primera decisión para llegar a mucha más gente.

Comunidad Indie Hoy